Sáb. May 25th, 2024





Disco menstrual: Cómo colocarlo correctamente

¿Qué es un disco menstrual?

El disco menstrual es una copa flexible y reutilizable que se coloca en el canal vaginal para recoger el flujo menstrual. A diferencia de las copas menstruales convencionales, el disco se coloca más cerca del cuello uterino y detrás del músculo pubococcígeo, lo que lo hace más cómodo para muchas mujeres.

¿Cómo se coloca el disco menstrual?

Colocar el disco menstrual puede parecer un poco intimidante al principio, pero con práctica y paciencia cualquier mujer puede hacerlo. Aquí te dejamos los pasos a seguir:

Paso 1: Lávate las manos

Antes de colocar cualquier cosa en tu canal vaginal, asegúrate de tener las manos limpias y secas. De esta manera se reducen las posibilidades de infecciones.

Paso 2: Dóblalo

El disco menstrual se dobla para que sea más fácil de insertar. Hay diferentes formas de hacerlo, dependiendo del tipo de disco que uses. Asegúrate de seguir las instrucciones del fabricante y practica con diferentes formas hasta encontrar la que mejor te funcione.

Paso 3: Encuentra la posición correcta

Sentada en el inodoro, con una pierna levantada o de pie con una pierna sobre una silla, inserta el disco en tu canal vaginal. Es importante encontrar la posición correcta. Esto se logra empujando el disco hacia la columna vertebral con los dedos.

Paso 4: Verifica que el disco esté bien colocado

Una vez insertado, verifica que el disco esté bien colocado. Inserta un dedo limpio y verifica que el disco esté detrás del músculo pubococcígeo. Si es necesario, ajusta la posición del disco con los dedos.

¿Cuáles son las ventajas de usar un disco menstrual?

  • Es más cómodo: Al colocarse más cerca del cuello uterino, no ejerce presión en la vagina.
  • Es más discreto: A diferencia de las copas menstruales, el disco menstrual no tiene tallo, lo que lo hace más discreto. Además, puedes tener relaciones sexuales con él puesto.
  • Es más amigable con el medio ambiente: Al ser reutilizable, no genera tanta basura como los tampones y las toallas sanitarias.

¿Qué precauciones deben tomarse al usar un disco menstrual?

Aunque el disco menstrual está diseñado para ser seguro y fácil de usar, siempre hay algunas precauciones que debes tener en cuenta:

  • Lávate bien las manos antes de usarlo: De esta manera te asegurarás de que tu disco esté libre de gérmenes y bacterias.
  • Cambia el disco cada 12 horas: Para evitar infecciones e irritaciones, asegúrate de cambiar el disco cada 12 horas. Si tienes un flujo menstrual abundante, es posible que debas cambiarlo con más frecuencia.
  • Considera el tamaño: Cada mujer es diferente, por lo que debes elegir un tamaño que se adapte a tu cuerpo y a tu flujo menstrual. Si tienes dudas, consulta a tu ginecólogo.

Conclusión

El disco menstrual es una excelente opción para las mujeres que buscan una alternativa más cómoda, discreta y amigable con el medio ambiente. Si estás interesada en probarlo, sigue los pasos que te hemos mostrado y toma las precauciones necesarias para disfrutar de una menstruación saludable y cómoda.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *