Jue. Jun 1st, 2023




Cómo saber si un bebé es hiperactivo


¿Qué es el TDAH?

El TDAH, también conocido por sus siglas en inglés ADHD, es el Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad. Es un trastorno del desarrollo neurológico que afecta a niños y adultos, aunque en este artículo nos centraremos en su manifestación en bebés.

¿Cómo identificar el TDAH en bebés?

Es importante destacar que el TDAH es un trastorno que se diagnostica después de los 4 años de edad. Sin embargo, hay algunos signos que pueden ayudarnos a identificar un posible caso de TDAH en bebés:

  • Cambio constante en la atención: Si el bebé no se concentra en un objeto o actividad específica durante más de unos pocos segundos.
  • Hiperactividad: Si el bebé parece constantemente inquieto, se mueve constantemente y no puede sentarse quieto.
  • Problemas de sueño: Si el bebé tiene problemas para dormir o su sueño no es reparador, puede ser un indicador de TDAH.
  • Comportamiento impulsivo: Si el bebé se mete en situaciones peligrosas sin pensar en las consecuencias.

Es importante no saltar a conclusiones

Es importante recordar que estos síntomas pueden ser normales en algunos bebés y no necesariamente indican TDAH. Por lo tanto, si nota alguno de estos signos en su bebé, es importante buscar la opinión de un profesional médico.

¿Cómo se trata el TDAH en bebés?

Como mencionamos anteriormente, el TDAH se diagnostica después de los 4 años de edad. Sin embargo, si su bebé presenta síntomas severos, un profesional médico puede recomendar terapia y tratamientos específicos para ayudar a controlar los síntomas.

Algunas terapias que se recomiendan para bebés son:

  1. Terapia ocupacional: Ayuda al bebé a desarrollar habilidades motoras y sensoriales.
  2. Terapia del habla: Ayuda al bebé a desarrollar habilidades lingüísticas y de comunicación.
  3. Terapia conductual: Ayuda a los padres a aprender cómo manejar el comportamiento del bebé y reducir la hiperactividad.

Es importante destacar que cada bebé es único y puede requerir diferentes terapias y tratamientos. Por lo tanto, siempre es mejor hablar con un profesional médico para obtener un diagnóstico y un plan de tratamiento específico para su bebé.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *